Administrar consentimiento de cookies
Para brindarle las mejores experiencias, utilizamos tecnologías como cookies para almacenar y/o acceder a la información del dispositivo. El consentimiento para estas tecnologías nos permitirá procesar datos como el comportamiento de navegación o identificaciones únicas en este sitio. No dar su consentimiento o retirarlo puede afectar negativamente algunas características y funciones. Política de privacidad
Aceptar

Torrijas al horno: receta fácil y baja en calorías

Disfruta del sabor tradicional de las torrijas sin preocuparte por las calorías con nuestra deliciosa receta fácil de torrijas al horno.
torrijas al horno

Tabla de contenidos

Durante la Semana Santa, las torrijas al horno son los dulces más populares y consumidos. Sin embargo, estas delicias son altas en calorías y contienen cantidades significativas de azúcares libres, harinas refinadas y grasas.

Por este motivo, presentamos una receta de torrijas más saludable y ligera, que contiene menos calorías que las tradicionales. ¡Ahora puedes darte un capricho en Semana Santa sin preocuparte tanto por tu dieta!

Estas torrijas al horno saludables son una excelente fuente de proteínas y fibra, y no contienen harinas refinadas ni azúcares añadidos. Esto significa que proporcionan saciedad y nutrientes beneficiosos para el cuerpo. Todo ellos gracias a ManzanaRoja.

Cómo se hacen las torrijas al horno: nuestra receta

Torrijas al horno: receta fácil y baja en calorías

Torrijas al horno: receta fácil y baja en calorías

Raciones

4

raciones
Tiempo de elaboración

30

minutos
Tiempo de cocción

20

minutos
Calorías

609

kcal

Ingredientes

  • 4 rebanadas de pan integral

  • 2 claras de huevo

  • 100 ml de leche

  • 15 g de ralladura de limón

  • Ralladura de naranja al gusto

  • 50 g de salvado de avena

  • Canela molida al gusto

  • 15 g de cacao puro en polvo sin azúcar

  • 15 g edulcorante en polvo apto para horno

  • Moras al gusto

Instrucciones

  • Para preparar unas torrijas al horno saludables, primero se debe colocar en un recipiente la leche con la ralladura de limón y naranja y el edulcorante en polvo. Posteriormente, hay que llevarlos a ebullición para que la leche adquiera el aroma y sabor de los demás ingredientes.ingredientes receta torrijas
  • Luego, se debe retirar del fuego y sumergir las rebanadas de pan integral de 2 cm de grosor en la leche. Dejándolas reposar alrededor de 5 minutos para que así el pan pueda absorber la leche.pan para las torrijas
  • Después, se sacan las rebanadas bien empapadas de la leche y se pasan por las claras de huevo batidas y el salvado de avena para obtener un aspecto dorado al hornear las torrijas, además de brindarles una textura crujiente.torrija remojada en leche y avena
  • Seguidamente, se colocan las torrijas en una bandeja de horno previamente pincelada con un poco de aceite. Se espolvorean con canela y cacao puro en polvo y, si se desea, se puede añadir edulcorante en polvo.torrijas antes de meterlas al horno
  • Finalmente, se hornean las torrijas a unos 200-220°C durante 20 minutos, dándoles la vuelta a mitad de cocción, o hasta que estén doradas por ambos lados. Añadir moras si se desea para darles más sabor.torrijas finalizadas

Propiedades nutricionales de las torrijas

Las torrijas al horno elaboradas con los ingredientes previamente mencionados contienen una gran cantidad de nutrientes fundamentales para nuestro organismo:

  • Pan integral: El pan integral es rico en fibra por lo que colabora en regular el tránsito intestinal, promover la sensación de saciedad y controlar los niveles de azúcar en la sangre. Asimismo, supone una gran fuente de hidratos de carbono complejos que proporcionan energía a largo plazo.
  • Claras de huevo: Las claras de huevo son una opción saludable para el control del peso. Esto se debe a que son bajas en grasas y calorías y ricas en proteínas de alta calidad que el cuerpo necesita para la síntesis de tejidos y la reparación muscular.
  • Leche: La leche es una gran fuente de proteínas, calcio y vitaminas D y B12. Es fundamental para la salud ósea y dental, y una gran ayuda para la función neurológica y la formación de glóbulos rojos.
  • Ralladura de limón y de naranja: Las ralladuras de limón y naranja son ricas en vitamina C. Por ellos, son un potente antioxidante que ayuda a fortalecer el sistema inmunológico y a prevenir enfermedades. También contienen flavonoides, que protegen contra el envejecimiento celular y reducen el riesgo de enfermedades crónicas.
  • Salvado de avena: El salvado de avena es una gran fuente de fibra soluble, ayudando a reducir los niveles de colesterol y a controlar los niveles de azúcar en la sangre.
  • Canela: La canela es una especia que tiene propiedades antiinflamatorias y antioxidantes. Ayuda a mejorar la sensibilidad a la insulina y a reducir los niveles de azúcar en la sangre.
  • Edulcorante y cacao puro en polvo: Pueden ayudar en a reducir el riesgo de enfermedades crónicas como la diabetes y las enfermedades cardiovasculares. Por ello, son una alternativa ideal para el azúcar.
  • Moras: Las moras son ricas en antocianinas. Estas ayudan a proteger contra el daño celular y a la reducción del riesgo de enfermedades crónicas.
Share the Post: