Inicio Recetas light Bechamel ligera sin mantequilla

Bechamel ligera sin mantequilla

258
0
Compartir

La salsa bechamel, o béchamel sauce, es una salsa originaria de la tradición culinaria francesa y también muy utilizada en la cocina anglosajona, donde se conoce como salsa blanca.
La salsa bechamel es una salsa básica en la cocina, que se utiliza para enriquecer los platos principales y los segundos platos y hacerlos más sabrosos y gustosos. Evidentemente, teniendo en cuenta los ingredientes que componen la bechamel, no podemos llamarla ligera ni aliada de una dieta baja en calorías. Pero seguro que podemos utilizar algunos trucos para que sea más saludable.

La salsa bechamel ligera de Manzanaroja

La bechamel que proponemos es más ligera porque:

  • no contiene mantequilla: en su lugar hemos utilizado aceite de oliva virgen extra. Si nos fijamos sólo en las calorías, la diferencia es casi nula, pero desde el punto de vista de la salud es preferible elegir una grasa de origen vegetal, valiosa como el aceite de oliva virgen extra y rica en beneficios.
  • La leche es parcialmente descremada en lugar de entera, lo que reduce las grasas y las calorías totales.

Bechamel: propiedades nutricionales

Las propiedades nutricionales de la bechamel ligera están garantizadas por la presencia de leche y aceite de oliva virgen extra.

  • La leche es una fuente de proteínas de alta calidad y tiene un buen contenido en calcio, un mineral esencial para el crecimiento musculoesquelético de los niños y adolescentes, entre otras cosas. El calcio también es indispensable en casos de desmineralización ósea, como la osteoporosis, que es una enfermedad que afecta especialmente a las personas mayores y a las mujeres posmenopáusicas.
  • El aceite de oliva virgen extra es una grasa monoinsaturada que contiene ácido linoleico, ácido palmítico y ácido oleico. Estas grasas “buenas” convierten al aceite de oliva virgen extra en un valioso aliado para la salud cardiovascular, ya que ayuda a mantener controlados los niveles de colesterol “malo”. También es rico en antioxidantes, especialmente en vitaminas E y polifenoles, que combaten el envejecimiento celular.

Bechamel ligera: cómo usarla en una dieta

Puedes utilizar nuestra bechamel para aderezar un plato principal de pescado, cocinar verduras gratinadas o prepararte una sabrosa lasaña para la comida del domingo. Los usos son variados, pruébala y haz que tu dieta sea siempre variada y original.

La receta de la bechamel ligera sin mantequilla

Bechamel ligera

Porciones 6 personas
Calorías por Persona 85
Calorías Totales 512

INGREDIENTES
– 250 g de leche semidescremada;
– 250 g de agua;
– 25 g de aceite de oliva virgen extra;
– 50 g de harina 00;
– sal;
– nuez moscada opcional.

INSTRUCCIONES
1. Mezcla el agua y la leche en una cacerola pequeña y caliéntala hasta que casi llegue a hervir.


2. En otra cacerola, pon el aceite, añade la harina y mezcla bien con un batidor para crear un rou suave y sin grumos.


3. A continuación, vierte la leche caliente y el agua, removiendo con un batidor para evitar que se formen grumos.


4. Coloca en el fuego, añade la sal y la nuez moscada en polvo y deja que espese, removiendo continuamente durante unos 5 minutos, hasta que tenga una consistencia cremosa y espesa.

DEJA UNA RESPUESTA

Insertar un comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí